viernes, 7 de octubre de 2011

Sopa de Frijoles casera al estilo Hondureña




Sugerida por Dennis Osorio

Esta sopa tradicional toma muchas formas en diferentes lugares de Honduras, porque es parte de la dieta semanal.  La receta que a continuación nos comparte Dennis es una versión familiar basada en la sopa de frijoles que se prepara en los hogares de Tegucigalpa, la capital de Honduras.  Una característica importante de esta sopa es su intenso sabor, y los beneficios del hierro cuando se saca el máximo provecho a los frijoles con este tipo de preparación.

Ingredientes:
-Un kilo de frijoles rojos pequeños
-Un plátano maduro
-Cuatro tomates maduros
-Una cebolla blanca de tamaño grande
-Perejil
--Apio
-Dos cabezas de ajo
-Media taza de caldo de pollo (o un cubito de caldo de pollo)
-Mantequilla
-Un huevo
-Costillitas de res en trocitos (opcional)



Preparación:
En una olla grande coloque tres tazas de frijoles rojos pequeños a reposar en suficiente agua durante la noche.  No tape la olla y tampoco la introduzca al refrigerador.  Al día siguiente libérelos del agua totalmente, y elimine cualquier suciedad que esté suelta.  Seguidamente ponga a cocer los frijoles en suficiente agua hasta que estén tiernos y blanditos.  Debe dejar la olla medio tapada.  A medida que el agua hierva agregue sal al gusto y deje que el cocimiento continúe.  Debe notar que el agua toma un color oscuro y un sabor cada vez más intenso, deje que los frijoles suelten el sabor necesario.  Si usa olla a presión, deberá comprobar el sabor al finalizar la cocción en 10 o 15 minutos.  Una vez blanditos, baje el fuego y permita que el cocimiento continúe.  Agregue más agua para compensar la evaporación mientras los frijoles se cocinan.

Prepare un sofrito para ser licuado.  Parta los tomates, la cebolla y el ajo, y viértalos en la sartén donde la mantequilla (1/4 de una barra) ha sido calentada previamente.  Tape la sartén y deje sofreír por uno 3 minutos y luego agregue el caldo de pollo o cubito.  También vierta un chorrito de salsa inglesa al cocimiento.  Tape de nuevo y permita que se integren los sabores por alrededor de 3 minutos más.  En un recipiente a parte pre-cocine las costillitas en agua, aproximadamente 6 o 7 minutos, luego deposítelas en la olla en la cual se cocinan los frijoles.

En una licuadora, deposite el sofrito con dos tazas y media de frijoles blanditos (de la olla del cocimiento) y agregue algo de caldo de frijoles también (un par te tazas).  Licue brevemente y deposite el contenido licuado en la olla de los frijoles.  Revuelva hasta lograr una contenido uniforme y deje que siga el cocimiento a fuego lento.  Puede agregar el perejil y el apio (una porción) previamente picaditos y el plátano maduro en rodajas.  Pruebe la sopa mientras se cocina para corroborar si le falta algo de sal, y si los sabores se están integrando.  Cuando las costillitas y el plátano estén bien cocidos, bata el huevo en una taza y vierta en la sopa en forma de “chorrito”, con un movimiento circular.  Deje cocer un poco más y ¡Listo!  Cuando sirva en el sopero agregue queso rallado sobre la sopa y unas ramitas de cilantro.

Nota: Gracias a Dennis por compartirnos esta rica receta!!